COVID-19

Ante la situación de urgencia sanitaria excepcional, causada por el coronavirus, nos vemos obligados a cerrar nuestra clínica mientras dure el estado de alarma decretado por el Gobierno.

Lamentamos muchísimo los inconvenientes causados, agradecemos la compresión y esperamos poder volver a la normalidad lo antes posible.

Desde Blancodent, también queremos darles un mensaje de tranquilidad porque ¡vamos a ganar esta batalla y lo conseguiremos todos juntos!

El Colegio de Dentistas de Las Palmas recomienda el cierre temporal de las clínicas dentales ante el coronavirus porque los dentistas sufren un alto riesgo de exposición a la infección y, por ende, su personal sanitario, pacientes y los allegados a todos ellos

Consejo General de Dentistas de España, ha solicitado “encarecidamente” a sus colegiados no realizar ningún tratamiento odontológico que implique la producción de aerosol si no se dispone de la protección integral adecuada, como mascarilla FFP2 o FFP3, y protección facial/ocular. 


La realidad es que existe una grave situación de desabastecimiento de equipos de protección individual, imprescindibles para la prevención de contagios en el ámbito sanitario, que ha llevado al Ministerio de Sanidad a solicitar al Consejo General de Dentistas de España que los dentistas informen con carácter urgente de las posibles donaciones de mascarillas, gafas, guantes y otros equipamientos necesarios en la lucha frente a la infección. 


Además, en las clínica dentales, las medidas higiénico sanitarias habituales resultan insuficientes para prevenir la propagación del COVID-19, que exige actuaciones extremas de desinfección

El art. 10 del R.D. establece que se controlará que consumidores y empleados mantengan la distancia de seguridad de al menos un metro a fin de evitar posibles contagios. 


Tal cumplimiento es prácticamente imposible durante el acto de asistencia clínica al paciente odontológico, puesto que los procedimientos odontológicos requieren de una gran proximidad entre el dentistas y el personal auxiliar con el paciente. 


Dada la imposibilidad de que las clínicas dentales puedan funcionar en condiciones de máxima seguridad, al no poder cumplir los protocolos exigidos para evitar la transmisión del COVID-19 (equipos de protección, distancia de seguridad y medidas de desinfección, principalmente), es opinión de Colegio Oficial de Dentistas de Las Palmas que se impone su cierre temporal en nuestra provincia, ya que, de mantenerlas abiertas, por las razones explicadas, se podría contribuir a expandir el coronavirus y faltar al deber de protección de la salud de nuestros pacientes, incurriendo, en estas condiciones, incluso en infracciones éticas y deontológicas.